El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Informaciones de todo tipo sobre el CNI, CCN y ONS. Legislación y noticias.
Avatar de Usuario
Alí Bei
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 1220
Registrado: 20 Ago 2008 23:04

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Alí Bei » 26 Ene 2010 21:28

Documentada noticia sobre el juicio, publicada en "El País" de hoy:

------------------------------------------------------------------------------------------------------------

El ex jefe del CNI evita señalar a Rusia en el juicio a un espía por traición
Flórez dice que las cartas en las que ofrecía secretos eran un "ejercicio didáctico"
MIGUEL GONZÁLEZ - Madrid - 26/01/2010


Vota Resultado 3 votos
Seis meses después de su dimisión como director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) -abandonado por el Gobierno frente a una cascada de denuncias por corrupción-, Alberto Saiz reapareció ayer en público. Lo hizo en la Audiencia Provincial de Madrid para declarar como testigo en el juicio a puerta cerrada contra el ex espía Roberto Flórez, acusado de traición por vender a Rusia información gravemente comprometedora para la seguridad nacional. Con barba y media sonrisa, extremadamente delgado, Saiz se excusó ante los periodistas por su mutismo. "He llegado hasta el límite de donde podía declarar con el ánimo de ayudar a la Justicia. Todo lo que podía contar lo he contado en la sala".


Testigos y peritos verifican el carácter secreto de cientos de documentos
Lo que, al parecer, no era mucho; ya que Saiz, según fuentes jurídicas, se limitó a repetir, casi textualmente, las palabras que pronunció en su polémica rueda de prensa de julio de 2007, cuando anunció la detención del ex agente. "Hubo una investigación de seguridad, como consecuencia de una fuga de información, y se concluyó que [Flórez] tenía en su poder documentación clasificada y que la había ofrecido a un servicio de inteligencia extranjero", afirmó.

¿Cuándo? ¿Cómo? ¿A quién? ¿A cambio de qué?, le preguntó el abogado de Flórez, Manuel Ollero. Pero Saiz se escudó en su obligación de guardar silencio. Ni siquiera confirmó que el servicio extranjero era el SVR ruso (heredero del KGB), a pesar de que en el domicilio del ex agente se incautaron dos cartas dirigidas a Petr Melnikov, número tres de la Embajada rusa en Madrid entre agosto de 2000 y octubre de 2003, en las que le ofrecía abundante información secreta -incluidos los nombres de todos los agentes españoles- a cambio de un primer pago de 200.000 dólares (unos 150.000 euros), al que seguirían otros.

Las dos cartas constituyen la principal prueba de cargo de la presunta traición de Flórez, quien ayer ofreció, por vez primera, una coartada para justificar su existencia. Se trataba, según explicó su abogado, "de un supuesto práctico de un monográfico que le habían encargado sus superiores para dejar en evidencia las deficiencias de seguridad del centro". En palabras de Flórez, un "ejercicio pedagógico y didáctico", de unas 700 u 800 páginas, que las dos misivas completaban como anexo. Dos cartas "totalmente figuradas", cuyos destinatarios "no eran reales" y que no salieron de la bolsa donde las depositó su autor tras escribirlas hasta que fueron incautadas en el registro judicial de su domicilio de Canarias.

¿Qué fue del estudio? "Posteriormente se producen cambios en el CNI, cambia la estructura, cambian los directivos... y, al final, [Flórez] desiste de ese trabajo que le habían encomendado".

La explicación puede resultar inverosímil, pues no parece que entre los cometidos de un suboficial de la Guardia Civil figure analizar las deficiencias internas del CNI en materia de seguridad, pero Saiz no la rebatió, pues ni el fiscal ni el abogado del Estado le preguntaron por ella.

Tampoco hacía falta ningún estudio. La mayor prueba de las deficiencias de seguridad del CNI son las cajas con información secreta (DVDs, CDs, discos de ordenador, documentos de papel) que Flórez tenía en casa y ayer se apilaban en la sala de vistas. "Era la documentación con la que trabajaba. El 90% o el 95% del material sigue clasificado y ni siquiera hemos tenido acceso al mismo", alegó su letrado.

El CNI no parece demasiado interesado en escarbar en la relación de su ex agente con el espionaje ruso; quizá para evitar un conflicto diplomático o para no airear las operaciones desbaratadas por el presunto chivatazo. "¿Sabe usted quién es el señor Melnikov?", preguntó el abogado de Flórez a Saiz. "Lo he leído en la prensa", contestó.

Pero la defensa de Flórez tiene difícil negar que éste se llevó informes secretos. Los agentes del CNI, la Guardia Civil y la Policía que, a partir de hoy, están citados como testigos o peritos deben acreditar que la documentación pertenecía al CNI.

Si se admite que las cartas eran reales -aunque no las enviara-, Flórez podría ser condenado por traición en grado de proposición; y, si se le otorga el beneficio de la duda, quedaría la condena por tenencia de documentación clasificada. En ambos casos la pena sería muy inferior a los 12 años que pide el fiscal y podría recuperar pronto la libertad, pues lleva dos años y medio de prisión preventiva.

Ayer, el ex espía se mostró tranquilo. Trajeado, pero esposado, bajó del furgón policial y se dirigió a pie hacia la sala. Tomó asiento en el estrado, a la derecha de su defensor, y no en el banquillo. "El presidente ha conducido el juicio de manera ejemplar", reconoció su abogado. Aunque sin prensa ni público.


Carta de Flórez a Melnikov
- "Soy un directivo del Cesid que tiene interés de comunicarle su disposición a colaborar con el Servicio y el país a los que usted representa. Las razones para dirigirme a su Servicio radican en la simpatía que siento por el pueblo ruso, así como la profesionalidad con que su Servicio, desde hace muchas décadas, viene realizando su trabajo para la seguridad mundial [...]. Le manifiesto mi disposición a una colaboración profesional en base a los siguientes contenidos: identificarles y mantener actualizado el quién es quién en el centro [...] facilitarles, si fuese de su interés, la penetración de agentes de su servicio en el centro [...] En el supuesto de que su Servicio estuviese interesado en esta colaboración, la condición previa pasa por recibir la cantidad de 200.000 dólares americanos en efectivo" (diciembre de 2001).
"En la era de la información todo el mundo sabe qué es lo que está pasando, pero muy pocos entienden lo que significa." (Sanz Roldán, en una de sus conferencias)

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: 13 Nov 2006 22:29
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por kilo009 » 26 Ene 2010 22:19

Ser agente del CNI no implica dejar de tener fallos, tampoco implica conocerlo todo, y ser el más mejor…

¿Qué hacía ese tipo con información clasificada en su casa sin autorización? Esto debe ser motivo suficiente para meterle un puro en toda regla.

Es además evidente que hay una investigación por parte del CNI, en la que participa además el CNP y la Guardia Civil, con autorizaciones judiciales de por medio, a Flórez le queda tener un muy buen abogado, y que le quite todo lo que le queda de encima, por mi parte que se pudra.

Además de todo esto habría que felicitar al departamento de Contrainteligencia y Seguridad del CNI, notaron una brecha y dieron con el causante, cosas similares han pasado en otros servicios de inteligencia occidentales.

Lo que sigo sin entender es la comparecencia en público de Saiz, aunque quizás sabiendo que puso a algunos miembros a dedo, uno quizás pueda saber el por qué de la nefasta rueda de prensa.
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

Avatar de Usuario
Alí Bei
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 1220
Registrado: 20 Ago 2008 23:04

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Alí Bei » 26 Ene 2010 23:49

kilo009 escribió:Además de todo esto habría que felicitar al departamento de Contrainteligencia y Seguridad del CNI, notaron una brecha y dieron con el causante, cosas similares han pasado en otros servicios de inteligencia occidentales.




¡¡¡Por supuesto!!!
¡¡¡Claro que sí!!!
¡ésto es eficacia!
"En la era de la información todo el mundo sabe qué es lo que está pasando, pero muy pocos entienden lo que significa." (Sanz Roldán, en una de sus conferencias)

Oraculo
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 3550
Registrado: 30 Abr 2009 18:46

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Oraculo » 27 Ene 2010 14:57

Un funcionario del CNI deja en evidencia al agente acusado de traición
Desmonta la coartada de Flórez

Un funcionario del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) negó ayer en el juicio que se celebra contra el ex agente Roberto Flórez -acusado de vender documentos secretos a Rusia- que el Cesid le encargara un supuesto práctico como parte de una monografía para evidenciar los fallos de seguridad del servicio de inteligencia español.

Así lo explicó el abogado Manuel Ollé a la salida de la segunda sesión del juicio que se celebra a puerta cerrada en la Audiencia Provincial de Madrid y en el que Flórez está acusado de vender información a Rusia y para quien la Fiscalía y la Abogacía del Estado han solicitado 12 años de prisión por un delito de traición contra la patria.

El acusado declaró el lunes que las dos cartas en las que ofrecía su colaboración a Rusia, y que se encontraron en su domicilio de Tenerife cuando fue detenido en 2007, eran ficticias y formaban parte de un supuesto práctico que realizó para una monografía encargada por el CNI en 2001.EUROPASUR


Negar es fácil, habrá pruebas, imagino.
"La política es el arte de servirse de los hombres haciéndoles creer que se les sirve a ellos". Louis Dumur

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: 13 Nov 2006 22:29
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por kilo009 » 27 Ene 2010 16:50

Bidart, mira lo que dice El País.

Un agente del CNI dice que sí se encargó un estudio a Flórez
M. G. - Madrid - 27/01/2010

Un agente del CNI, que compareció ayer como testigo en el juicio por traición contra el ex espía Roberto Flórez, confirmó que éste realizó, por encargo de sus superiores, una monografía sobre deficiencias de seguridad del centro. En cambio, negó que dicho encargo incluyera la elaboración de las dos cartas en las que éste ofrecía información secreta al entonces número tres de la Embajada rusa en Madrid, Petr Melnikov, a cambio de al menos 200.000 dólares (unos 150.000 euros).

Además, prestaron declaración agentes de la Guardia Civil y de la Policía que participaron en el registro del domicilio de Flórez y el jueves lo harán los peritos, que deben acreditar el carácter secreto del contenido de varias cajas con documentos, CDs, DVDs y discos duros de ordenador que el ex agente tenía en su poder. Según Manuel Ollé, abogado de Flórez, el juicio, que se celebra a puerta cerrada en la Audiencia de Madrid, podría quedar visto para sentencia el lunes http://www.elpais.com/articulo/espana/a ... nac_14/Tes


Y mirad lo que dice Mariela Rubio hoy en La SER:

España expulsó a dos diplomáticos rusos sorprendidos en actos de espionaje en los años de la presunta traición de Flórez

Rusia reaccionó expulsando a un suboficial español de la embajada española en Moscú, así lo afirma el ex ministro de Defensa Federico Trillo en sus memorias publicadas en 2005

MARIELA RUBIO / CADENA SER 27-01-2010

El incidente ocurrió en los años en los que según la fiscalía, el entonces agente español Roberto Flórez hoy imputado por traición, habría suministrado los listados y procedimientos del personal del CNI a los servicios secretos rusos

Trillo ultimaba sus memorias en el año 2005, el Centro Nacional de Inteligencia comenzaba a sospechar que podía tener un topo en sus filas. Sus operaciones en Rusia eran desbaratadas sistemáticamente por el ex KGB y los agentes del CNI inmediatamente neutralizados. Aquella sospecha, que se tradujo en una investigación ipara atrapar al "traidor, ha culminado en el proceso que se sigue estos días contra el ex agente Roberto Flórez.

Pero aquellos incidentes en suelo ruso que hicieron sospechar el recién llegado gobierno socialista en 2005, no fueron ni mucho menos los primeros "indicios" de que el siempre agresivo servicio secreto ex soviético, había emprendido una fuerte ofensiva en España. Una ofensiva iniciada tiempo atrás.

Según narra Trillo en su libro, Memorias de Entreguerras, entre 2001 y 2002, años en los que según el CNI Roberto Flórez habría sustraído listados con el personal del Centro para suministrarlos después al Rusia "el gobierno español se vio en la necesidad de expulsar a dos funcionarios de la embajada rusa en Madrid que habían sido sorprendidos en acciones de espionaje. Por represalia el Gobierno ruso expulso de su país a un miembro de la Embajada de España en Moscú, suboficial del ejército de Tierra". Una reacción que según el relato de Trillo "causó gran indignación tanto en Exteriores como en Defensa"

Trillo, según su propio relato trató sin éxito de convencer al gobierno ruso "del mantenimiento de nuestro funcionario" alegando que el militar español, no trabajaba para el CNI , ni tenía ninguna relación con los servicios secretos españoles. Pero la respuesta de la administración del entonces presidente Putin, no pudo ser más violenta.

"¿Y tu te lo crees o pretendes que me lo crea?"

Según el ex ministro, su relación con su homologo ruso, Sergey Ivanov, fue siempre "excelente" y el trató de utilizarla para mantener al funcionario español en Moscú, pero Rusia, nunca se creyó la tesis de que el militar español, no era un agente del CNI.

"En un aparte de la conferencia de la OTAN en Varsovia, preparatoria de la cumbre de Praga (noviembre de 2002) comenté el asunto con Sergey (Ivanov) y le garanticé que nuestro funcionario no era un agente de los servicios. Me miró gélido y me preguntó: "Y tu te lo crees o pretendes que me lo crea?" y sin solución de continuidad , me agarró el brazo y con mirada fiera, desconocida en él, me dijo: "Vosotros habéis expulsado a dos, nosotros sólo a uno, aún me debes uno".

Si como trata de demostrar la fiscalía, Roberto Flórez suministró a los rusos los listados con todo el personal del CNI en el exterior, Trillo encontrará sin duda una explicación a la fiereza con la que Ivanov reaccionó en Varsovia.http://www.cadenaser.com/espana/articul ... rnac_1/Tes
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: 13 Nov 2006 22:29
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por kilo009 » 31 Ene 2010 23:37

No sabía como inciar este artículo, y creo que la mejor manera es con el siguiente título: Una de espías...

La CIA avisó al CNI de que tenía un topo
El espionaje de EE UU dio a España la pista del presunto traidor Roberto Flórez - Un coronel ruso que trabajaba como agente doble español desapareció a finales de los 90

MIGUEL GONZÁLEZ - Madrid - 31/01/2010

A finales de los noventa, un coronel del GRU, el servicio de espionaje de las Fuerzas Armadas rusas, residente en España, fue llamado inesperadamente a Moscú. No sin algunas dudas, el coronel, hijo de republicanos españoles criado en la Unión Soviética, acudió a la llamada de sus superiores. Nunca más regresó.

Su familia fue informada de que había perdido la vida de forma accidental, pero en el Centro Superior de Información para la Defensa (el antiguo Cesid, antecesor del actual Centro Nacional de Inteligencia, CNI) no hubo dudas: fue víctima de una trampa tendida por sus correligionarios. Ya había pasado una década de la caída del muro, pero en el impenetrable mundo de los servicios secretos heredados de la antigua Unión Soviética algunas prácticas no habían cambiado mucho desde los tiempos de la Guerra Fría.

El coronel desaparecido era un hombre muy culto que, según algunas fuentes, ejercía como médico en la Costa del Sol y que, tras una campaña de captación por parte del Cesid, se había convertido en agente doble; el más valioso que ha tenido España en la cúpula del espionaje ruso.

Ese tropiezo fue el más dramático, pero no el único, de los servicios secretos españoles en su empeño por obtener fuentes propias en los círculos de poder de Moscú. En los años 2002 y 2003 se produjeron episodios similares: destituciones o cambios fulminantes de destino de funcionarios rusos que trabajaban para el espionaje español o con los que acababa de iniciarse una tímida aproximación. El ex ministro de Defensa, Federico Trillo, relata en su libro Memorias de Entreguerras cómo Rusia expulsó en 2002 a un suboficial destinado en la Embajada española en Moscú después de que España echara a dos diplomáticos rusos sorprendidos en actividades incompatibles con su estatus oficial.

Pero la alarma se encendió en 2004, cuando la CIA estadounidense se resistió a compartir con el CNI información delicada sobre Moscú con un argumento demoledor: "Sospechamos que estáis infiltrados por los rusos". No era sólo un pretexto. Meses después, en una reunión con responsables del servicio secreto ruso, éstos se jactaron ante sus colegas españoles de conocer al dedillo las actividades de estos últimos en su país.

En julio de 2005, el entonces director, Alberto Saiz, ordenó la apertura de una investigación interna de seguridad, con el objetivo de cazar al topo. No lo hizo por los procedimientos habituales, sino que se la encargó a un reducido equipo de personas de su máxima confianza, de forma que la mayoría del personal del CNI ni siquiera conocía su existencia.

Durante más de un año, los investigadores pusieron patas arriba el centro sin hallar nada. O sí. Una funcionaria fue sancionada por incumplir la normativa sobre incompatibilidades, pero eso no tenía nada que ver con los rusos. Descartado el personal en activo, se empezó a husmear entre los ex miembros de la Casa. Y ahí apareció Roberto Flórez.

Se trataba de un personaje singular. Cabo de la Guardia Civil, trabajó en el servicio de inteligencia entre marzo de 1991 y marzo de 2004. Nadie le discutía su valor: estuvo destinado en el País Vasco, donde logró infiltrarse en el entorno de ETA; y en Perú, donde se granjeó la confianza del candidato opositor y luego presidente Alejandro Toledo. Pero tampoco su temeridad: en Euskadi acudía a la casa cuartel tras tomar unos txatos en la Herriko Taberna, sin mayores precauciones; y la prensa peruana acabó descubriendo su condición de espía. El centro tuvo que sacarlo precipitadamente de Perú, como también antes de Euskadi, ante el riesgo para su integridad personal.

A su regreso a España, Flórez fue destinado como instructor a la Escuela del CNI, un inmueble ubicado en la sede central del servicio secreto, a las afueras de Madrid. Fue entonces cuando, según admiten conocedores del funcionamiento del centro, es posible que se le encargase algún trabajo sobre "fuentes humanas", que era su especialidad, con el objetivo de que sirviera de guión para alguna conferencia o como material didáctico para los alumnos. "En todo caso, nunca se le pudo pedir una monografía, como él sostiene, porque no era un teórico, sino un agente de calle, y porque no le correspondía por su categoría profesional", agregan los expertos.

De la emocionante vida de un agente clandestino, Flórez había pasado a la rutina de un puesto administrativo en una estructura burocrática. Con mucho menor prestigio y, sobre todo, con muchísimo menos sueldo; sin los complementos asociados a puestos en el extranjero o el País Vasco. Por eso a ningún compañero extrañó que pusiera su empeño en cambiar de destino e incorporarse a un área clave de la casa: uno de los departamentos más importantes de la División de Contrainteligencia, que se encargaba de neutralizar las agresivas operaciones de los servicios rusos.

Lo consiguió en enero de 2004, sólo dos meses antes de solicitar la baja voluntaria, el 12 de marzo. En aquellos días convulsos del atentado del 11-M y del cambio de Gobierno, su marcha suponía casi un alivio. Flórez era tan bueno como conflictivo. Ya tenía dos expedientes abiertos por saltarse las normas de seguridad. En una ocasión, por ejemplo, esgrimió su condición de miembro del CNI en un incidente de tráfico en Valencia, lo que está taxativamente prohibido. Según la normativa interna, ambos expedientes deberían haber seguido su curso pero, tras la marcha de Flórez, nadie se preocupó de él y acabaron siendo archivados.

Miembros del centro creen que si decidió irse justo cuando acababa de conseguir su objetivo de trabajar en el área de Rusia, era por temor a que la investigación de los expedientes destapara su doble juego. Pero eso no ocurrió hasta tres años después.

El 23 de julio de 2007, la policía entró en una vivienda y un despacho de Flórez en Puerto de la Cruz (Tenerife) y se incautó de cajas enteras con información clasificada (CDs, DVDs, discos de ordenador, documentos en papel), así como dos cartas, fechadas en 2001 y 2002 y dirigidas al entonces número tres de la Embajada rusa en Madrid, Pietr Melnikov. En las cartas, Flórez le ofrecía su colaboración y la posibilidad de facilitarle información sensible a cambio de, al menos, 200.000 dólares (unos 150.000 euros).

Cuando la policía, por orden del juez, registró el domicilio de Flórez, ya sabía lo que se iba a encontrar. Los especialistas del CNI lo habían hecho días antes, como colofón de la investigación de seguridad ordenada por el director en 2005. Fue precisamente la constatación de que el ex espía conservaba en su poder una ingente cantidad de documentación secreta -cuya sustracción del CNI supone un delito-, así como las dos cartas que supuestamente probaban su traición, lo que llevó a Saiz a poner el caso en manos del fiscal y a presentar la denuncia que, dos años y medio después, ha desembocado en el juicio por traición que desde el pasado lunes se celebra a puerta cerrada en la Audiencia Provincial de Madrid.

Este juicio no podrá aclarar, sin embargo, qué consecuencias tuvo para el servicio secreto español la traición de Flórez, si es que se produjo, ni por qué sus antiguos compañeros sospecharon que el topo era él. El sumario comienza con los registros judiciales, como si la policía se hubiera presentado por casualidad en la casa del ex espía, y ni el tribunal ni las partes han tenido acceso a la investigación interna de seguridad, que sigue siendo secreta.

Cualquiera que sea la sentencia, los problemas del CNI con Rusia no empezaron con Flórez -ya que el asesinato del coronel de la GRU es anterior a su carta a Melnikov- y, pese a las cordiales relaciones oficiales, no es probable que se terminen con él.


El artículo hay que leerlo muy bien. Me parece muy curioso la parte sombreada en rojo, en su día hablamos de ella... y evidentemente no veíamos más lejos que lo publicado. Por otro lado, quizás ahora entendemos mejor lo de la rusa y la denegación de la HPS a su marido.

EDITO PARA NO AÑADIR MÁS POST:

Otro artículo de El País:

En primer lugar supongo que todos estos datos, que son clasificados, habrán llegado al periodista porque el CNI tiene interés en divulgarlos en un medio público, si fuese de otra forma estaríamos de nuevo ante un delito de revelación de información clasificada, y van unos cuantos en los últimos años.

En segundo lugar creo que lo más importante del caso Flórez no es la venta de información clasificada a Rusia, que sí tiene lo suyo. Lo más importante es ver como existe una fuga de información tan grande considerando el rango que pudiera tener el agente en el Centro, y es que no se entiende como puede sacar durante tantos años tantos datos, es para fulminar al jefe de seguridad de las instalaciones y al personal encargado de que de las oficinas no salga un solo papel, discket, cd o dvd. Porque que exista un topo en un SI lo hemos visto a lo largo de la historia, pero joder, se supone que también hay personal encargado de velar porque no salgan datos sin autorización.

Y ya que estamos con este tema, no creo que fuese mala idea implantar en Cuarteles y Dependencias Policiales la figura del personal encargado de que esos papeles clasificados no salgan de las dependencias sin la autorización correspondiente.

Un agujero de seguridad que el juicio no puede tapar
M. G. - Madrid - 31/01/2010

Si todo se desarrolla conforme a lo previsto, el juicio contra Roberto Flórez quedará visto para sentencia mañana, una vez declare el último de los peritos -un agente del CNI que debe corroborar el carácter secreto de la documentación que guardaba el ex espía en su domicilio y en un despacho particular- y que las partes eleven a definitivas sus conclusiones. El fiscal pide 12 años de cárcel por un delito de traición, mientras que el abogado del Estado plantea además, como alternativa, el de revelación de secretos, castigado con sólo cuatro años.

El ex director Saiz no se esforzó en desmontar la coartada de Flórez

La causa no entra en averiguar cómo consiguió el espía la documentación
El juicio contra Flórez no es el primero que se celebra por traición, pero su condena, de producirse, sí sería la primera. Al menos, tal como la define el artículo 584 del Código Penal.

Aunque su abogado, Manuel Ollé, reclama la absolución, ni siquiera el propio Flórez niega que se llevara a casa documentación del CNI, aunque sostiene que lo hacía para adelantar trabajo de una monografía que le habían encargado. Las cartas en las que ofrecía, por ejemplo, la lista de todos los agentes del servicio secreto español por orden alfabético a cambio de 200.000 dólares son, según su versión, un "anexo" para dicha monografía. Puede que la coartada de Flórez no resulte muy convincente, pero a su defensor le basta con sembrar la duda. El ex director del centro Alberto Saiz, que en su declaración ni siquiera citó a Rusia como beneficiaria de la supuesta traición, no se esforzó en desmontarla.

Las misivas de Flórez, el "supuesto práctico" como él las denominó, eran de un gran realismo. Los informes que ofrecía se corresponden con documentos reales y su destinatario, Petr Melnikov, era el representante del servicio exterior ruso en la Embajada en Madrid, acreditado como tal ante el CNI. Lo único que no era verdad era su presentación: "Soy un directivo del Cesid que tiene interés en comunicarle su disposición a colaborar con el servicio y el país al que usted representa", decía. Pero Flórez no era ningún directivo, sino un simple cabo de la Guardia Civil.

Por eso sorprende más que pudiera tener acceso la mayor parte de la información que manejaba: incluida la "lista de agentes dobles en la delegación del GRU y del SVR en España" o el "informe sobre delegaciones del CNI en el exterior".

A pesar de celebrarse a puerta cerrada, el juicio ha dejado en evidencia que el CNI tuvo un enorme agujero de seguridad, por el que salieron cajas enteras de información secreta. Una mera ojeada a la relación documentos incautados a Flórez muestra que estos abarcan un periodo de cinco años, desde 1999 a 2003. La explicación, según el abogado del Estado, es que el acusado "se fue apoderando de documentación e información clasificada como secreta durante años". Lo que no explica es por qué nadie se percató de ello. Ni quién es el responsable.
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

Peloponeso
Procesador de Informacíon
Procesador de Informacíon
Mensajes: 190
Registrado: 09 Abr 2009 01:26

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Peloponeso » 11 Feb 2010 14:26

Bueno, ya hubo una decisión al respecto.

Sea verdad o sea mentira, ya existe una versión oficial del caso.

http://www.elpais.com/elpaismedia/ultim ... es_PDF.doc

Saludos.
Quién se arriesga a adquirir conocimiento, también se arriesga a adquirir dolor.

Peloponeso
Procesador de Informacíon
Procesador de Informacíon
Mensajes: 190
Registrado: 09 Abr 2009 01:26

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Peloponeso » 11 Feb 2010 14:37

Por cierto, leyendo los datos oficiales, comparandolo con los publicados antes, e informandome hasta dónde uno puede informarse del caso, es que me extraña inexistencia de terceras personas que le ayudarón a sacar toda la (supuesta) información a este tipo, no creo que un hombre sólo haya hecho todo lo que se dice, más que nada porque en esta acción existen tantas variables que debería haber fallado en algo, y no como supuestamente recalca el CNI, que se dió cuenta cuando empezaron a ver desmontadas sus ideas estratégicas a seguir en suelo ruso. :?
Quién se arriesga a adquirir conocimiento, también se arriesga a adquirir dolor.

kilo009
Administrador
Mensajes: 7691
Registrado: 13 Nov 2006 22:29
Ubicación: Foro de Inteligencia
Contactar:

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por kilo009 » 11 Feb 2010 15:59

Hay muchos datos de interés en el pdf, gracias Peloponeso. Hay que esperar recurso ante el TS que hará el abogado.

Y para mi lo verdaderamente importante del tema son dos cosas:

1) Que se saque información clasificada, más con elevado rango de clasificación, tan fácilmente.

2) Que te metan solo 12 años por el tema, y a los pocos estés en la calle.
Saber para Vencer

Twitter

Facebook

Zigor
Jefe de Operaciones
Jefe de Operaciones
Mensajes: 4641
Registrado: 07 Ago 2007 15:51
Ubicación: Más allá de donde la vista se pierde sobre el horizonte

Re: El caso Florez...¿el caso Sáiz?

Mensaje por Zigor » 11 Feb 2010 17:11

Peloponeso escribió:Por cierto, leyendo los datos oficiales, comparandolo con los publicados antes, e informandome hasta dónde uno puede informarse del caso, es que me extraña inexistencia de terceras personas que le ayudarón a sacar toda la (supuesta) información a este tipo, no creo que un hombre sólo haya hecho todo lo que se dice, más que nada porque en esta acción existen tantas variables que debería haber fallado en algo, y no como supuestamente recalca el CNI, que se dió cuenta cuando empezaron a ver desmontadas sus ideas estratégicas a seguir en suelo ruso. :?


Supongo que el CNI ha aprendido la lección. La versión de la defensa de que el acusado había sacado dichos documentos al encontrarse inmerso en una operación de chequeo de la seguridad del Centro no ha colado. Esas cosas en efecto se hacen, pero quien las hace, que puede ser detectado ó no, procede de forma diferente si es detectado (A) y no se entera la opinión pública de lo sucedido (B), amén de que está realizando su trabajo.

Parece que el eje clave de todo el asunto es la conexión rusa, porque si no se le ha podido empapelar por ello, al no haber pruebas, de lo que sí partió todo es de indicios por la facilidad con que los rusos detectaron a agentes y movimientos de la inteligencia española.

En cuanto a la condena, lo que le resta peso digamos que puede relacionarse en que el delito de esta persona, sea de mayor ó menor relevancia para la seguridad del estado, no repercutió en desapariciones de los agentes delatados, ó en perjuicios contra una potencia hostil. Normalmente, en espionaje hay un cierto código de honor (algunos piensan que no, y que la norma debe ser la traición a quien haya que traicionar) y éste se mantiene entre potnecias no hostiles, de forma que si te pillan clandestinamente en otro país soberano, te jodes, sea como fuere, aunque obviamente al traidor propio hay que castigarle. Por ello, respecto a los agentes españoles que neutralizaron en Rusia, simplemente tenemos que aguantarnos y envainárnosla, pero al presunto traidor español, aplicarle la ley. Insisto, otro asunto para su condena habría sido si la seguridad se hubiera comprometido más, si hubieran muerto agentes nuestros, si se hubiera debilitado la posición española en una relación de hostilidad respecto a Rusia.

El tema ruso hoy en día va muy enfocado a estrategias de control energético, pero desde luego el mundo va a experimentar muchos cambios al respecto de estrategia energética en los próximos decenios. Me atrevería a decir que energéticamente se está intentando fraguar ya una estrategia de no dependencia de combustibles fósiles a partir de la mitad de este siglo. En esa carrera todos están locos por correr, pero aún no tienen muy claro de hacia dónde.
".............Jakitea irabazteko............."
JO TA KE, SUGEA ZAPALDU ARTE !!!

Responder

Volver a “Centro Nacional de Inteligencia”